8 beneficios sorprendentes del aceite de aguacate

El aceite de aguacate puede proporcionar un impulso increíble a su salud general, lo que incluye proteger la salud del corazón, optimizar la absorción de nutrientes, estimular el crecimiento y la reparación, tratar la artritis, mejorar la higiene bucal, eliminar la inflamación, ayudar en los esfuerzos para perder peso, proteger la visión, defenderse contra el cáncer y disminuir el riesgo De defectos de nacimiento. El aceite de aguacate tiene algunos efectos secundarios, pero solo cuando se consume en grandes cantidades o si existe una alergia a los aguacates. Estos efectos secundarios pueden incluir inflamación tópica o problemas gastrointestinales, así como náuseas y vómitos. Sin embargo, para la mayoría de las personas, este aceite puede ser una de las cosas más saludables para agregar a su ingesta diaria o semanal.

8 beneficios sorprendentes del aceite de aguacate

El aceite de aguacate se deriva de la fruta de aguacate, de un árbol que lleva el nombre científico Persea Americana, nativo de México. Este aceite de cocina se extrae de la fruta y se usa de muchas maneras. Como aceite de cocina, es muy solicitado porque tiene un punto de humo muy alto: 520 grados F para aceite sin refinar. Esto significa que es muy difícil comprometer o neutralizar muchos de los químicos y nutrientes, haciéndolo saludable incluso cuando se fríen alimentos en el aceite. Sin embargo, como un elemento de las prácticas de salud natural y productos cosméticos, proporciona grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas al cuerpo, que son las “buenas” formas de colesterol. Además, los muchos beneficios para la salud asociados con el aceite de aguacate se deben a los altos niveles de vitamina A, tiamina, folato y riboflavina, entre otros compuestos antioxidantes.

Beneficios del aceite de aguacate para la salud y la belleza

Las personas a menudo usan aceite de aguacate cuando padecen hipertensión, afecciones de la piel, enfermedades crónicas, estrés oxidativo, artritis, obesidad, colesterol alto, visión deficiente, gingivitis, problemas inflamatorios y deficiencias de nutrientes, así como personas con alto riesgo de cáncer en desarrollo.

Protección de la piel

Los altos niveles de vitamina E, junto con otros potentes antioxidantes, hacen que el aceite de aguacate sea ideal para aclarar las condiciones de la piel. La vitamina E tiene ciertos efectos antioxidantes, que ayudan a estimular el crecimiento de nuevas células, protegen la piel contra las infecciones, reducen los problemas inflamatorios, como el eccema y la rosácea, y mejoran el aspecto y la juventud de su piel.

Previene el cáncer

Los fitoesteroles y los carotenoides, así como las grasas mono y poliinsaturadas que se encuentran en este aceite, ayudan a reducir el estrés oxidativo al neutralizar los radicales libres. Esos subproductos naturales de los radicales libres en el cuerpo pueden causar mutación celular e incluso provocar cáncer, pero los estudios han demostrado que algunos de los extractos en aceite de aguacate pueden incluso reducir o prevenir la formación de tumores.

Mejora la salud cardiovascular

Cuando regularmente consume aceite de aguacate, puede mejorar la salud de su corazón al disminuir la presión arterial. Los estudios han demostrado que el aceite de aguacate puede afectar la respuesta hormonal en los riñones, lo que ayuda a mantener baja la presión arterial. Esto puede protegerlo contra la aterosclerosis y otras complicaciones cardiovasculares, incluida la enfermedad cardíaca.

Mejora la visión

Los carotenoides que se encuentran en el aceite de aguacate se convertirán en vitamina A dentro del cuerpo y, a partir de ahí, pueden actuar como antioxidantes, eliminando el estrés oxidativo y reduciendo las posibilidades de enfermedades crónicas. Específicamente, la vitamina A está relacionada con la salud de la visión, ya que puede ayudar a eliminar la degeneración macular y retardar el desarrollo de cataratas.

Reduce la inflamación

Lo mejor de las grasas monoinsaturadas es su capacidad antiinflamatoria en el cuerpo. No solo ayuda al equilibrio del colesterol, sino que también calma la inflamación de los tejidos en los vasos sanguíneos, arterias, músculos, articulaciones y en cualquier otra área del cuerpo. Esto es particularmente importante para las personas que padecen artritis, como lo han demostrado varios estudios en relación directa con el aceite de aguacate.

Pérdida de peso

Al mejorar el perfil de los lípidos dentro del cuerpo e introducir tantas grasas “buenas”, se producirá una menor deposición, lo que llevará a más energía y menos tejido adiposo. Esto puede acelerar su proceso de pérdida de peso, especialmente cuando se asocia con ejercicio y una dieta integral y saludable.

Aumenta la eficiencia digestiva

Es fundamental que absorba la mayor cantidad posible de nutrientes de sus alimentos, y cuando se trata del aceite de aguacate, puede mejorar significativamente la capacidad de su cuerpo para absorber los carotenoides, que son antioxidantes con un buen impacto en su salud. El alto contenido de grasa monoinsaturada del aceite de aguacate aumenta la biodisponibilidad de estos carotenoides, que también están presentes en este aceite.

Salud bucal

Proteger sus dientes, encías y tejidos orales es mucho más fácil con aceite de aguacate, ya que puede bloquear la liberación de compuestos inflamatorios llamados citoquinas. En el caso de la enfermedad periodontal, prevenir este tipo de inflamación puede mantener sus dientes y encías saludables y fuertes.

Datos nutricionales del aceite de aguacate

El aceite de aguacate tiene una impresionante gama de nutrientes y compuestos, que incluyen vitamina A, vitamina E y vitamina D, así como magnesio, beta-sitosterol, varios ácidos grasos monoinsaturados y poliinsaturados.

Vitaminas y minerales: El aguacate es rico en vitaminas y nutrientes, según el USDA. Los altos niveles de vitaminas A, E y D proporcionan muchos de los beneficios por los que se elogia el aceite de aguacate, ya que estas vitaminas también pueden actuar como antioxidantes y tienen una variedad de funciones en el cuerpo. El magnesio también es excelente para la salud ósea y para equilibrar los niveles de neurotransmisores.

Ácidos grasos: los ácidos grasos son donde reside el verdadero beneficio de este aceite. Las grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas son las grasas “buenas” antiinflamatorias que nuestro cuerpo necesita para funcionar correctamente. El aceite de aguacate posee altos niveles de ácido oleico (omega-9), así como niveles moderados de ácidos linoleico y linolénico (omega-6 y omega-3, respectivamente). Incluso con una cantidad relativamente pequeña de omega-3, este aceite tiene efectos positivos en el cuerpo. El beta-sitosterol es técnicamente un compuesto de fitosterol, pero se comporta de manera similar a las buenas formas de colesterol, lo que ayuda a que las grasas monoinsaturadas y poliinsaturadas mejoren la salud general.

Efectos secundarios del aceite de aguacate

Hay muy pocos efectos secundarios informados del aceite de aguacate, pero cuando ocurre una reacción, generalmente se presenta en forma de inflamación tópica o malestar gastrointestinal. Además, si usted es alérgico a los aguacates, no debe usar aceite de aguacate, ya que los efectos secundarios están prácticamente garantizados.

Reacciones alérgicas: aunque esto es raro, algunas personas experimentan reacciones alérgicas al aceite de aguacate, particularmente cuando se consumen por vía oral. Esto puede manifestarse como náuseas, vómitos, calambres, diarrea y otros problemas gastrointestinales. Cuando consuma aceite de aguacate por primera vez, tal vez como aceite de cocina, use una pequeña cantidad para ver cómo responde su cuerpo a la potente combinación de nutrientes y compuestos activos.

Irritación de la piel: al igual que con muchos aceites naturales, puede causar irritación de la piel cuando se usa tópicamente, incluso si no hay una alergia. Para evitar erupciones cutáneas, picazón y enrojecimiento, aplique una pequeña cantidad en un parche de piel y espere de 3 a 4 horas para ver si ocurre alguna reacción negativa.

Dosificación: no parece haber un empeoramiento de los efectos secundarios en los niveles más altos de consumo, pero la mayoría de los expertos dicen que el consumo de 300 mg a 600 mg de aceite de aguacate cada día es suficiente para proporcionar efectos terapéuticos. Antes de usar este aceite, hable con su médico acerca de su condición médica actual.

Deja tu comentario!